Contáctanos

¿Qué es la fumigación y que tipos de fumigadores hay?

tipos de fumigadores truper

La fumigación es una actividad muy común. Consiste en la utilización de sustancias específicas para desinfectar un área determinada o eliminar plagas. No necesitas tener una plaga en tu casa, negocio o parcela para recurrir a la fumigación, los expertos recomiendan realizarla por lo menos dos veces al año.

La frecuencia de fumigación recomendable quizás te parezca una locura, pues contratar un servicio de fumigación suele ser costoso. Por eso, te recomendamos adquirir los fumigadores que más te convengan, de acuerdo a tu área fumigada, y hacer la labor por tu cuenta.

¿Cuándo debes fumigar?

No existe una fecha exacta del año más apropiada para fumigar. No obstante, si observas cualquiera de las siguientes situaciones en tu propiedad, será sin duda una señal de que necesitas fumigar:

  1. Si ves que el número de insectos aumenta en tu hogar o negocio. Muchos insectos son de actividad nocturna. Si encuentras dos o más insectos de día en tu propiedad en un lapso menor o igual a tres días consecutivos, es una señal inequívoca de que requieres fumigar. Si tienes un negocio, por ley debes fumigar constantemente.
  2. Si al revisar tu plantación descubres que algunas plantas se encuentran dañadas en sus hojas, tallos o frutos por mordidas, o bien marchitadas. En este caso, deberás darte prisa, pues las plagas en los sembradíos son perniciosas y se reproducen rápidamente.
  3. Si te encuentras en temporada de lluvias, te conviene fumigar sobre todo en las casas, habitaciones y negocios, porque la humedad del ambiente propicia la reproducción de los insectos.
  4. Si tienes alguna parcela, deberás fumigar de forma preventiva antes de sembrar, después del binado y aporcado y, finalmente, antes de comenzar a cosechar.

Fumigadores más comunes

Como mencionamos, tener un fumigador en casa no es mala idea, ya que fumigar con estos dispositivos es muy sencillo, basta con seguir las instrucciones en el empaque o en este enlace para hacerlo uno mismo. Aquí tienes una lista de los fumigadores más comunes:

  • Fumigador de mochila modelo FM-425: Este modelo de Truper ® es recomendable las aplicaciones agrícolas, tiene una capacidad de 15 litros (4 galones) y una presión de trabajo de 72 psi.
  • Familia de la línea FUM-XX: Esta es una gama de Truper ® para el uso agrícola. Los fumigadores están disponibles en presentaciones de 12, 16 y 20 litros. Cada uno tiene una presión de trabajo de 60 psi.
  • Fumigador de mochila modelo FM-15P: Este fumigador de Pretul ® tiene un capacidad de 15 litros (4 galones) y una presión de trabajo de tan solo 44 psi. Es el más compacto de todos los de su especie. Es ideal para los ambientes agrícolas.
  • Familia de la línea FUM-XXP: Esta serie de dispositivos de Pretul ® vienen en una presentación de 16 y 20 litros y son tipo mochila. Su presión de trabajo es de 44 psi y son muy livianos. Se recomienda en su uso en ambientes agrícolas e industriales.
  • Familia de la línea FUT-X: Son dispositivos de tipo tanque de la marca Truper ® que vienen en presentaciones de 3, 5 y 7 litros. Trabajan con 30 psi de presión y son ideales para el uso agrícola e industrial.
  • Familia de la línea FD-XX: Pertenecen a la línea de Truper ® para uso doméstico y vienen en presentaciones de 1 y 2 litros. Poseen una boquilla de latón fácilmente regulable para controlar el alcance del atomizador que tienen integrado.

Fumigar es una actividad necesaria para el control de plagas tanto en el campo como en la ciudad. Además, ayuda a mantener las condiciones de higiene en tu hogar y en tu negocio, sobre todo si te dedicas a la industria alimentaria. Así mismo, te permitirá mantener un ambiente desinfectado y libre de agentes e insectos causantes de enfermedades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WhatsApp chat